El Blog

 
 

Calendario

<<   Febrero 2009  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28  

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog
 

Febrero del 2009

Para una lista de Malos.

Por NéstorEstebenzNogal - 20 de Febrero, 2009, 9:44, Categoría: PROPUESTAS

utopiaenmarxa@hotmail.com

Para hacer una lista de malos. Ventajas e Incovenientes.

Incluso una película del oeste americano, tirando a mediocre pero que sirvió de pretexto para una música inolvidable, en  su título dejo la el tema de la bondad y la maldad en la indeterminación. El bueno, el feo y el malo. Claro que el malo también suele ser feo y el bueno suele ser pintado de guapo. De niños quedaba claro para todos quien era el bueno y quien el malo. ¡Que tiempos aquellos en los que los malos no se hacían pasar por otra cosa! Eran malos a rabiar sin duda de su rol y de sus acciones, sin tratar de pasar sus crímenes por otras cosas. Eran forajidos de la ley, se escondían y atacaban en bandas. Asaltaban diligencias y atracaban bancos, también eran cuatreros que robaban caballos, en fin, unos perlas. Posiblemente se hizo más literatura y espectáculo de ellos de lo que realmente supuso su fenómeno. No todos los atracadores eran mala gente y a partir de esa mención empieza la disertación de este tema. Ni todos los fuera de la ley son realmente malos, ni todos los que están dentro de la ley son realmente buenos. Esa frase apunta a relativizarlo todo quedándonos en un campo intermedio de fea indecisión pero no voy a caer en mi propia trampa de justificar las verdades o necesidades personales de cada cual y a partir de ellas aceptar su contribución a la creciente miseria del mundo, no me refiero ala económica, que también, sino a la ideológica, a la pobreza de pensamiento y a los déficits de ética y de dignidad. Para no convertir esa referencia en un recurso metalingüístico que se puede aceptar sin entender su traducción de verdad recordemos por un momento el significado de mal o de maldad y el protagonista del malo. El mal se puede definir como, al menos una clase de males humanos, el resultado del comportamiento de la persona mala  con intención voluntarista detrás de hacer daño, Ese es o será el mal más fácil de detectar pero presenta una dificultad definir al malo. Seguramente hay tantos malos que nos faltarían escribientes para apuntar sus nombres en una propuesta de lista de ellos. Posiblemente ese marco de indefinición es lo que permite su presencia porque cuenta con una cierta convivencia de las maldades ajenas. El malo presenta un problema epistémico de conceptualización a pesar de que todo el mundo sabe quien es o ejerce de malo y no hay ninguna duda en señalarlo como tal. Hay personas males, no que nacieron asi sino que se hicieron así. Es complicado y prematura  en el momento de este texto preguntarse si cabe su reeducación o su recuperación para la sociedad, de momento contentémonos en tratar de capturarlo definicionalmente y en defender la importancia de su control, desde una posición informativa, para el bienestar y tranquilidad de los demás. Puesto que el malo no es siempre el criminal y muchos malos amparan sus maldades al amparo de legalidades que incluso les protegen tenemos problemas añadidos para el análisis. 

Me atrevo a proponer que el malo es todo aquel que aprovechándose de su condición de fuerza o de poder adquiere fraudulentamente un beneficio a costa de un agravio ajeno. El malo tiene por uno de sus atributos generar injusticia y daño. Eso hace que forme parte siempre de los problemas de la vida en lugar de las soluciones. Claro que un malo, un torturador confeso o demostrado, tomemos como caso, no significa que no tenga capacidad auditiva para escuchar y gozar de un buen concierto  o no respete las señales de trafico o no diga buenos días a su vecina. El ser humano es tan complejo que su personalidad puede integrar varios roles haciéndolos coexistir por contradictorios que sean los unos con los otros. El malo puede ser una persona que para nada evidencia su maldad y que desde su puesto de trabajo no tiene el menor reparo en intoxicar la población con productos contaminantes. El malo puede volver a casa y ser querido por los suyos despues de una dura jornada en la que ha hecho de encargado negrero en una fábrica con índices de explotación elevados. El malo es la jueza que teniendo en su potestad conceder la libertad provisional por que la ley lo exige alarga la condena gratuita e injustificadamente. El malo es el abogado capcioso que hace incurrir en autoinculpaciones al reo. El malo es el agente de tráfico que se parapeta tras una señal de limitación de velocidad  oculta por la vegetación para multar a quien no viéndola la incumple. El malo es aquel que te vende un electrodoméstico que sabe que no va a funcionar o que te vende un alimento caducado que te puede producir una indigestión. La faunística de malos es tan inagotable que los tipos de películas de acciones sobre ellos y para acabar con ellos es interminable. En la ideación imaginaria, el espectador que tiene por héroe a una imagen del celuloide, que no para de castigar a malos o de matarlos con su particular código de justicia ética, hace lo que no hace él en la vida real: enfrentarse a toda la colección de expoliadores con los que se va encontrando no para ejecutarlos in situ en pleno delito de prepotencia como haría un terminator programado sino para darles el escarmiento apropiado a la situación. La vida no cinematográfica es muy diferente. La persona mas atrevida sabe y reconoce sus límites y cuando está en inferioridad de condiciones contras quienes han organizado la extorsión en su contra no actúa como su héroe superactivo de pantalla. Tal vez tenga el alma de Bruce Lee pero no tiene su técnica de karateka y los tiempos que corren tampoco están para eso.

La victima de un mal intencional se enfrenta a un terrible dilema cuando ese mal no se lo produce el malvado clásico que ha entrado en su casa con nocturnidad y alevosía para robarle y encima para hacer daño a su familia por el placer de dañar en si, sino que se le produce el propio sistema social, su estructura de gobierno, sus valores. La extorsión de policías y aduaneros es un daño vigente que se puede complicar aún más si al extorsionador le dices exactamente eso o que su honestidad es cero. Lo que en un principio solo es la perdida de unos euros se puede convertir en una catástrofe para un viaje. El malvado no solo hace unas cuantas acciones para retirarse con la fortuna acumulada. Es sobre todo un tipo de psicología, una manera de ser ante el mundo, una perversión de los principios, una falta de identificación con el otro por la misma condición de pertenencia a la misma forma de especie vital.

Para desgracia de toda la humanidad los malos no solo son unos cuantos que acaparan el poder o poderes unicéntricos sino que se extiende a una plantilla bastante voluminosa. Gracias a su existencia  la humanidad entera desconfía de si misma. Los procesos inhibitorios en los que discurren las distintas culturas y caen millones de personas esta conectado con el fenómeno de a desconfianza. Desgraciadamente, no hay un método universal fiable suficientemente contrastado que sirva para detectar a los malos a priori y así evitar todo contracto con ellos. Lombroso sostuvo que las características físicas heredadas eran determinantes de los rasgos mentales y morales. Trató de contribuir a la antropología criminal del sXIX. Los siglos posteriores se han ocupado de demostrado que los malos pueden ser muy guapis y hacer de muy buenos si su guión representacional se lo exige. Aunque el malo no es necesariamente siempre el que pone la actuación agresiva, represiva o dañina directa, también lo es, y más, quien la ordena amparado en sus sombras. Aunque en la fraseología popular se dice que el hombre que hace su fortuna en un año se le debía haber ahorcado un año atrás, eso no es suficiente para señalar como malos a los sujetos mas acaudalados del mundo capitalista. Ted Turner[1], fundador de la CNN vio como en los primeros 8 meses de 1997 su fortuna se vio incrementada en 1000 millones de dólares a causa de la subida de cotizaciones de las acciones en Wall street. Los indicadores pueden arruinar o enriquecer en cuestión de días. Un tipo de leyes no respetuosas con las personas y von el medio pueden arruianr recursos y familias. El mal moderno no pasa únicamente por el individuo que lo planifica con todo el conocimiento de causa sino también  por otros muchos subalternos, auxiliares y subsidiarios que se prestan a su proceso alegando que no pueden hacer otra cosa. El mal, en todo caso, es algo medible en sus impactos desastrosos sea mas o menso consciente de ellos quien los produce. Cuando Antonio Zamora, de analistas financieros Internacionales, asegura que el índice de desempleo seguirá subiendo, esta indicando algo mas indirectamente que un tipo de malos sociales complican y comprometen a una impresionante cantidad de sujetos, en principio la totalidad de aquellos que priorizan el beneficio a las personas. Con la absoluta frialdad de las cifras estuvo indicando el del Japón que  situó en el más bajo de los últimos 50 años. Está en la tasa de paro mayor desde 1948.

Los malos van mucho mas allá de los cuadros de violadores, asesinos, ladrones, otros como conductores temerarios, patrones desalmados y otros especímenes para ubicarlos en vitrinas de museos de los horrores junto a asesinos múltiples, también son malos.

En una propuesta de lista los maslos confeccionada por los estragos hechos en sus victimas no habría manera de hacerla si no fuera dando por supuesta la ética de sus fuentes de información. Históricamente ha habido y sigue habiendo listas para prevenirse de distintos tipos de personas; las listas negras que corrían entre patronales para no contratar a sindicalistas despedidos de otras empresas, las listas policiacas de sus sospechosos, los expedientes de condenados, las listas de morosos para no venderlas nada a plazos o concederles créditos. Últimamente hay listas negras para no permitir el acceso a nicks o emails o IPs que tienen comportamientos erróneos en los blogs. Las listas  existen y seguirán existiendo. Otro asunto es que pueda existir una lista impecablemente documentada (en realidad seria una enciclopedia) en la que figuraran los malos y sus maldades justificadas y documentadas. Ciertamente si la tal lista no pasara por un nivel de verificación y solo  contara con la palabra de sus documentalistas podrían ocurrir abusos. Es o será un mal inevitable. El denunciado por extorsión, fraudulento, abuso de poder, incompetente, ladrón o violento podria desmentirlo o intentar hacerlo. Quizás la importancia de una lista de este tipo, para evitar su instrumentación por el lado del revanchismo, seria la repetición de los nombres denunciables y denunciados desde distintas fuentes y personas y en distintos momentos por la reincidencia de sus comportamientos malignos. 

La gran ventaja de ella seria poderla consultar a priori antes de  pasar por el campo de determinados personas o servicios y asi saber a que atenerse. El gran inconveniente es su fiabilidad relativa. En estos momentos en la net ya esta funcionando la denuncia contra empresas y camelos para que la gente se prevenga del fraude electrónico. Una lista de malos no hará más que prolongar esto que esta funcionando dentro de la dispersión y lo concentre en una web principal. Basta que alguien navegue por la red y vaya apuntando en una lista concentrado los cientos de nombres de personas señaladas por la dinámica de una justicia espontánea. Socializar la información de los malos es una forma de prevenirse de ellos y al mismo tiempo aislarlos en sus maldades en la medida en que sea posible. El malo además de serlo prefiere continuar en el limbo de la ignorancia para creerse que es bueno y que tiene derecho al paraíso eterno. No está de más recordarle que además de malo es un estúpido en este punto por olvidar que la gente no puede olvidar sus maldades y castigarlo por ello. Hablando de castigo es obvio que los sistemas punitivos de los estados no funcionan para acabar con el delito y con los problemas, a menudo porque esos mismos estados son las principales de sus países. Por lo general, quien ha pasado por procesos judiciales en la condición que sea ha quedado suficientemente agotado como para desear repetir un proceso semejante. Por si fuera poco nunca hubo un estado que no hubiera malos convencidos en su aparato de dominio.

Una lista de malos no tendría porque existir si la gente espontáneamente formara parte de sus procesos de recuperación y superación personales. Puesto que no poca gente  reincide en roles nefastos ¿qué menos que publicarlo? Sin lugar a dudas ese seria un instrumento de presión para modificar conductas a pesar del carácter malicioso del malo, no tendría otro remedio que ocultarse o cambiar de oficio. El hecho de que los comportamientos de los malos sean imputables e incluso sean juzgados y condenados por ellos, no significa que la sociedad se entere de lo que hicieron. La sociedad tiene derecho a saber que empresas mienten y que funcionarios sobrepasan su autoridad y que nombres públicos ocultan sus crímenes del pasado. Es cuestión de ponerse manos a la obra para que salga todo esto a la luz pública. Una lista de este tipo serviría para que personajes grotescos de la actualidad como los presidentes de lso USA y España, Busch y Aznar sean señalados como mentirosos y enemigos públicos pero también el extorsionador de frontera o el guardia urbano incompetente o cualquiera uniformado con un cargo del que abusa. Ya sabemos que una persona uniformada tiende a ser deshumanizada pero los malos van mas allá de los cargos de poder, también se dan en la industria privada y en el mundo comercial. Iniciar esta lista concentrada tiene por inconveniente que otros que tengan reyertas pendientes o venganzas a hacer contra sus enemigos la utilicen para objetarlos sin que haya un fundamento, Por eso cada entrada debería ser adecuadamente razonada y documentada y en la medida de lo posible verificada antes de ser aceptada.

El problema del discurso teórico crítico es que se abstiene de personalizar para evitarse problemas. La cuestión es que no se puede decir solo que el acto de tirar la piedra es un error hay que señalar a quien lo ha cometido,

Los nombres en lista tampoco tendrían que ser eternos. Si los enlistados fueran emplazados a una reconsideración de su acto y a un compromiso de cambio sus nombres podrían ser excluidos o pasados a una fase de pre-eliminación.

Una plataforma digital de denuncia personalizada de este tipo, señalando nombres apellidos nif, ubicación geográfica, sector profesional y este tipo de datos de ficha, evidentemente tendría/tendrá muchos problemas, también de tipo legal. Es cuestión de preparar la logística para ella si es que el principio ético y de servicio público en torno al que se vertebre sea lo más innegociable. ¿Quién se apunta a la idea para construirla?

 

 



[1] Casado a la posrre con Jane Fonda, representante en algun monmento de las luchas sociales reivindicativas.

El Archivo

Por YASHUAbcn - 20 de Febrero, 2009, 9:39, Categoría: EGODOMÓTICA

Es un gasto que guarda un paralelismo con el de biblioteca pero nada confundible con ésta. Incluye todos los materiales  auxiliares clásicos de ordenación de textos y panfletos, incluyendo mobiliario específico como archivadores y estanterías, pero también revistas y magazines que integran los dossieres. El ultimo estante de todos los estantes dedicados a biblioteca contienen las carpetas de los archivos de dossieres y colecciones de revistas.   El gesto más remoto que conserva mi memoria de una actuación por un archivo fue el de recortar noticias de prensa que pegaba en hojas en blanco como manera de conservación. Los primeros elementos visibles fueron  portahojas con anillas donde metía los  folios perforados. Posteriormente las incrementé con carpetas de las llamadas de proyectos (carpetas de caja hechas de cartón ligero) que fueron las que acabaron dominando mi arsenal de clasificaciones.En ellas fui metiendo, y siguen estando, materiales de todo tipo: desde los panfletos de la clandestinidad hechos con multicopistas a artículos recortados sacados de revistas, a colecciones de revistas. Mi archivo empezó en 1968,como tantas otras cosas de mi vida y fue creciendo hasta que internet ya en su apogeo y éxito en 1990 y la conservación digital de la información y de las referencias reducían los recursos manuales a una antigualla. Sigo conservando las carpetas por razones arqueológicas más que prácticas.   Algún dia, tal vez, alguien lo digitalice todo y ya no tendrá sentido seguir manteniendo algunas docenas de carpetas que ocupan un espacio precioso. En la actualidad raramente gasto dinero en la adquisición de nuevas carpetas para otros almacenajes pero puesto que ha sido un gasto continuado en otras épocas es una dimensión reconocible en los balances de gastos.

 El archivo es ahora el doble concepto de  manual y de digital.  También contiene o comprende aquellos gastos de información envasada en medios acústicos o visuales de reproducción tales como cd roms,dvds o cassettes de audio o video. La línea entre lo que es un gasto de biblioteca o uno de archivo lo determina no tanto el valor de cada producto sino su función. Un libro tiene un valor más clásico, es una inversión para siempre. Un archivo es algo más ligero y coyuntural para ser usado en los desarrollos elaborativos y en la narración ensayística o literaria. Luego, curiosa y paradójicamente, en la practica de las ciudades y sus historias los archivos llegan a almacenar millones de documentos que van a requerir docenas de años antes de que pasen a ser conservados electrónicamente. La conservación de los datos es uno de los fantasmas que peor llevan las administraciones y las centrales de almacenes documentales, puesto que ni siquiera los cds están a salvo de microorganismos que pueden llegar a deteriorarlos. si bien esto es terrible pienso que si la industria del cine y de la discografía ha podido conservar en celuloide y vinilo por un siglo materiales visuales y acústicos preciosos, también a la larga se encontrarán formas para superar los límites intrínsecos de la conservación digital.En todo caso, por ahora los discos duros de los ordenadores parecen las cajas fuertes más seguras de la información.

Un archivo privado es un trabajo de coleccionista.Es una inversión en preciosismo donde se pueden dedicar cientos o miles de horas sin llegar a concluir del todo el trabajo.El archivador es el que abre y guarda una y otra vez los expedientes para consultar datos concretos y ver los facsímiles o si los tiene los originales de documentos clave. No es mi caso. Mis carpetas encierran millares de documentos, parte de los cuales han estado vinculados a mi biografía personal como reproducciones de materiales perseguidos y por lo tanto clandestinos, que influyeron en mi carácter. Los conservo como fuentes casi primarias por si alguna vez pueden servir a alguna biblioteca que quiera conocer partes históricas no tratadas al completo y para mi mismo por si alguna vez decido acudir a ellos para citarlos como fuentes de mis propios trabajos escritos. Un archivo en realidad lo completa el usuario anónimo y no quien se ha puesto manos a la obra a hacerlo.Lo que es más, la pasión de archivo puede desplazar la del usuario porque aquel comporta mucho trabajo y este necesita mucho tiempo.Sería la división entre la logística y el goce. Es el usuario en el momento resultante de algo quien pone el verdadero sentido a todo un proceso previo y por el que ni siquiera trabajó. Carlos Fuentes[1]  entre otros escritores habla de esa completud de lo propio en el otro.

En la medida en que las colecciones siguen modernamente con dvds y cdroms y cdsofts, el archivo es un parámetro vigente pero que apuna a otras adquisiciones que ocupan menos espacio y contienen más información. Las colecciones de revistas que he reducido bastante[2] , también forman parte de esta dimensión de gasto.

Desde que concluí la etapa de las carpetas/caja reduje sensiblemente la continuidad de colecciones, así como el criterio de almacenar noticias e infos por sistema lo sustituí por vaciar cada cosa que recibía del dato que me importaba y mandarla a continuación a la papelera. aún así, mi dinámica de criba y selección sigue un ritmo inferior al de obtención(en puntos de información) o llegada (por vía postal) de textos gráficos que no me da tiempo de repasar y pasan a cestas o cajones en el despacho. Me basta tomar cualquier papel en una de esas ubicaciones a la espera para tener algún rato de trabajo o incluso horas. a veces encuentro papeles (también notas manuscritas de mi puño y lera) de hace varios años que me puede llevar más de una hora trabajar lo que ellas pautan.

El archivo tiene una función de bondad por la cantidad de recursos que proporciona y tiene incrustado un lastre por tener que acarrear todo, cuando de todo sólo  interesa el dato que transporta y me cabe explorar la posibilidad  de que lo haga mío. Por encima del interés material de su conservación prevalece la información.Lo demás, el papel, el formato, el decorado puede llegar a ser anecdótico sin minusvalorar su valor creativo  o artístico.Esta modificación del criterio de archivo ha ido reduciendo los gastos  derivados en tanto que parámetro de mantenimiento o consumo.

 



[1] Escritor mexicano. En Instinto de Inez  ha dado la máxima libertad al lector, que es quien finalmente debe continuar la novela. Tiene muy claro que “no existe la libertad si no su búsqueda y tal búsqueda es las que nos hace ser libres”.

[2] DIálogos,CompraMastra, NaturVida,...

Alimentación

Por YASHUAbcn - 20 de Febrero, 2009, 9:38, Categoría: EGODOMÓTICA

ALIMENTACIÓN es la necesidad básica  a partir de cuya satisfacción se transmuta la energía potencial contenida en los elementos de la ingesta en  energía cinética y energía mental. No es un simple trueque energético aunque ciertamente el cuerpo humano al metabolizar los nutrientes de entrada actúa como una planta de combustión que genera calor, actividad de los órganos y  movimiento.

Hay pocas dimensiones existenciales como  la alimentaria que puedan ser discutidas. Todo lo vivo necesita comer materia energetizante y que ha sido extraída de la vida para poder seguir viviendo. Este es una ley extensible a las distintas prácticas y hábitos culinarios así como procedimientos de nutrición.  con todo lo importante que és no es la única vía  por la que entra las garantías existenciales. antes que ella los elementos del aire hacen  posible la vida con la oxigenación del cuerpo. Sin embargo todos los gastos que entran en el capítulo de la alimentación no se limitan a formar parte del proceso energético, también dejan un detritus y un tipo de restos no siempre eliminables. La alimentación no sigue siempre una lógica educativa y no todo lo comestible es adecuadamente nutritivo. De ahí que no todo lo que entra por la boca es resistido adecuadamente por el cuerpo aunque por lo que hace a  sus diferencias los gastos no discriminan entre lo que se compra con cuidado y lo que se compra por glotonería y otros pecados capitales.

Es una de las primeras dimensiones que garantizan la supervivencia y se lleva una  parte considerable de los ingresos. aunque depende de la manera con que se  organiza la despensa si el gasto es mayor o menor. Yo he organizado la mía para no tener que salir cada día a comprar productoras alimentarios ni siquiera cada semana aunque sería lo ideal para adquirir productos frescos. Voy una vez por mes para hacer la compra masiva de productos envasados que aunque remite a una educación alimentaria disminuida y una conciencia corporal deficitaria es lo que me sale más práctico para el modo de vida que he elegido.Y debería de ir otra a alguna tienda de frutas y verduras. También voy una vez al año a comprar cereales y frutos secos y miel cuya duración de conserva es alta.

La dimensión contable de gastos recoge estas conductas adquisitivas pero también las de los restaurantes e invitaciones. El ticket de un restaurante e desglosa en la estimación de aquella parte que es pago por alimento de aquella otra que lo es por servicio y por uso de espacio que queda recogido en el parámetro de gastos por relaciones.

Otros productos que son caprichos y bebidas alcohólicas son gastos no alimentarios aunque formen parte del mismo pack de compra sino juguetes gustativos que quedan registrados en la dimensión n de  lo superfluo, puesto que estrictamente son cosas totalmente prescindibles. 

El análisis de las cesta de compra de los supermercados ya pueden dar más de un 50% de productos que no son directamente necesarios para el organismo pero que invitan a su compra por razones adictivas o de imagen.

Estrictamente las bebidas alcohólicas y las golosinas y otros entretenimientos bucales y para el paladar son otros capítulos de gasto aunque formen  parte del mismo acto consumista t compartan incluso el mismo lugar de almacenaje en casa.

La alimentación también eta integrada por elementos que son directamente recogidos como regalos de la naturaleza en tanto que  hongos, frutería  o herboristeria silvestre o productos elaborados en la huerta propia.Estos cuestan un trabajo o cuando menos una exploración atenta.el hecho de que no se hayan encontrado en una tienda no significa que no sean comercializados por  un sector de la biocultura.

Productos que hoy todavía se consiguen baratos o a muy bajo precio con el tiempo se verán incrementaos dada su escasez y oros que antiguamente eran intercambiados y regalos hoy están envasados y se nos pide que paguemos por ellos. Todavía sigo recogiendo hojas  de los arboles  d eucaliptos que las ofrecen, algas en las rías, romero en los bosques y cola de caballo en los ríos.Pagar por ellos  es tanto como admitir un insulto comercial, pero obviamente cada vez hay mas manos que embolsan todo eso y con ello embolsan sus bolsillos.

Por lo que hace a la dimensión práctica de la alimentación, el hecho de que la mayor parte de los productos tengan que pasar como productos envasados, o frescos y de pago no significa que no puedan ser obtenidos directamente por las vías naturales o agrocreativas y de otros reciclajes con lo cual el consumo se mantiene y mejora  pero el gasto monetario decrece.

Lo ideal es acudir a los almacenes con productos de conserva una vez de tarde en tarde cuya periodicidad viene marcada por los productos y por los almacenes; y luego tener fuentes de suministro de lo fresco en puntos cercano de casa para poder ir con mas frecuencia. En cuanto a lo primero suelo ir una vez por mes a comprar queso y productos envasados  y por lo que hace a lo segundo  trato de ir cada dos semanas. Limitarse a los grandes almacenes, aunque incluyan secciones de verdulería,  es sucumbir a las pautas de vida estresantes marcadas por la gran ciudad. 

 

El Alojamiento

Por YASHUAbcn - 20 de Febrero, 2009, 9:34, Categoría: CALIDADdeVIDA

EL ALOJAMIENTO. Tras el alimento es la otra necesidad  fundamental. Pertenece al bloque de lo perentorio, de lo más corporal.Tener un techo cada noche bajo el que protegerse  y durante el dia desde el que organizar la presencia de uno en el mundo es una preocupación común a todos los seres humanos. No empieza ni acaba en nosotros. Muchas especies animales también necesitan del cobijo, ocasional, por temporadas o  semipermanente, para sobrevivir. Coincide con ser uno de los mayores capítulos de gasto. España es además, comparativamente a los otros países de la UE de los que tiene un mercado inmobiliario más inflacionado y ciudades como Barcelona experimentan subidas de compra por metro cuadrado superiores a los de otras ciudades españolas y europeas.

Pagar un alojamiento es pagar el acceso a todas las oportunidades que da tener un espacio propio desde el que organizarse y reposar para enfrentarse al mundo o retirarse de él, hasta e lugar donde almacenar los logros y las cosas más privadas, el lugar donde proteger la intimidad, el lugar donde descansar y guisar. es difícil de concebir la vida sin un alojamiento. Este también permanece en las culturas nómadas en las que varían de ubicación pero mantienen el espacio íntimo y todos sus enseres como una realidad subjetiva móvil.

 La generación en la que he nacido ha experimentado la necesidad de pasarse media vida pagando hipotecas. comportamiento sumamente contradictorio  en particular cuando parte de ella partíamos de la objeción a la propiedad privada y no empezamos a pensar en la propiedad de un apartamento hasta pasados los 30 o 40 años de edad.  He pasado por la experiencia de tener docenas de alojamientos de alquiler y compartidos hasta que con el inicio de la última década de milenio estabilicé mis ubicaciones. Me he resistido hasta el último momento a adquirir propiedad y de hecho si tengo alguna es por la vía de la herencia no por la de la elección libre.Los precios de mercado son los que acaban decidiendo por uno cuando comprueba que a la larga resulta más ventajoso tener un apartamento en propiedad que no estar permanentemente de alquiler.Esto es así en las circunstancias en las que predominantemente vivo.   De hecho me siento incómodo vinculando mi nombre a la condición de propiedad de una vivienda, pues de esta manera me siento más vulnerable ante las arremetidas potenciales del estado contra mi persona. No me interesa en lo más intimo ser propietario si puedo ser posesionario.  Para mi fortuna durante muchos años, no he tenido el coste del alojamiento como una condición sinequanon para todo lo demás, pero sigue siendo como gasto implícito el más elevado de todos. Puedo decir que mucha gente marca su biografía por cumplir con éste débito:pagar su espacio privado.

 El alojamiento es la primera dimensión infraestructural que preside a todas las demás. Desde los recursos que proporciona se puede planificar toda la vida en su sentido material. el alojamiento incide en los otros precios de lo fundamental, tales como alimentación o vestuario. También incide en las áreas de información y formación, así como las de relaciones y sentimentalidad.  Las relaciones personales necesita  una ubicación, una privacía y una tranquilidad. El alojamiento es la instancia más básica que permite la organización estable de todas las demás. El apartamento más reducido tiene una pluralidad de estas funciones: cocina y comida, biblioteca y estudio, música y audiciones, reposo y relax, citas personales, reuniones tertulianas, almacenaje de colecciones y objetos, reserva de objetos personales, lugar de higiene y otros de auto-mantenimiento y paz.

Mi experiencia ha sido fundamentalmente con docenas de apartamentos por debajo de los 100 metros cuadrados y con unas pocas casas. Por encima de su tamaño, presencia, estatus o categoría todos los alojamientos vienen a cumplir la lista de las funciones básicas. ciertamente, tal lista no se extingue cuando  he practicado o practico el alojamiento móvil durante mis viajes. Las funciones principales se mantienen aunque su expresión quede reducido al transporte de la mínima cantidad de objetos que las representen. Ese conjunto de funciones coincide con una parte de la tabla de constantes diaria. o casi diaria. A veces un alojamiento tiene partes del mismo que son sistemáticamente marginados de uso por falta de tiempo o por predominio de unas costumbres y hábitos. Hay muchas terrazas en el ensanche barcelonés que no son usadas o ángulos concretos del patio que no son habilitados. Son ubicaciones y conductas de reserva que un día u otro acaban siendo empleadas.

Mi tipo de vida profesional y artística me lleva a usar mucho el alojamiento, puesto que suele coincidir con la sede mi empresa y mi lugar diario de trabajo. Puedo decir que rentabilizo considerablemente un espacio y la mayor parte de los objetos que contiene.

El concepto de alojamiento va más allá de una dirección o del domicilio habitual en el que se hace  la  mayor parte de comidas y reposos; para extenderse a aquellos otros en los cuales también se cumplen las funciones básicas que lo caracterizan. Generalmente mi llavero de mano contiene un buen número de llaves que suelen abrir más de un puerta[1]  o de más de un coche[2] . Bastaría interrogar a alguien en profundidad sobre cada una de las llaves de su llavero[3]  para construir su perfil existencial y recursivo.

Biográficamente nunca he tenido problemas de alojamiento a  pesar de mis alejamientos de muchas referencias estables,  míos viajes y mi falta de dedicación para conseguir algo. Sencillamente los recursos se me han ido dando. el criterio de esto ha sido, y sigue siendo, la convicción de que cuando mi personalidad detecta un vacío fundamental todo mi sistema se auxilia sinérgicamente para conseguir una alternativa.Esto es posible porque se basa en el principio cardinal de que todo acaba sucediendo, todo acaba consiguiéndose, basta estar despierto para advertirlo. Sé que la idea choca con uno de los objetivos fundamentales del ser humano: conseguir su cobijo y dedicar energía para ello. el principio queda pervertido cuando el tipo de cobijo es el decidido por las razones de mercado  y no las razones de felicidad de cada residente. ¿cuanta gente mediatiza su vida por una casa y a los pocos meses de tenerla debe renunciar a ella por desavenencias conyugales? La clave de la seguridad no es tanto tener las llaves de muchas puertas y las letras pagadas de una hipoteca como saberse adaptable a cualquier situación[4] .

En la egodomótica ideal el coste del alojamiento no rondaría el 30 o 35% de ingresos y de energías sino que no superaría el 10% o, más preferiblemente, el 2%. ¿te imaginas todo lo que se deja de hacer por mantener 1/3 de la energía de todo en pagar o mantener la casa? Mientras la instancia del alojamiento sea tan vampira en relación a otras instancias existenciales aquella es un amo devorador a la que se ha dado entrada por la puerta grande de la


[1] en la actualidad ,o en el momento de escribir este punto, las de 2 apartamentos y 2  casas: La Clota, HipòlitLlatzer, Crtra de Barcelona y Pl.st Ramon.

[2] el peugeot 306 y el lupo.

[3] En las pautas autodefesinvas en situaciones de dictadura tener una coartada para cada llave es tan importante como  tenerla para cada un ode los nombres de la agenda, aunque la situacion ideal es no ser detenido ni con lo uno ni con lo otro.

[4] he tenido casas que han sido cuevas como en Calas covas de  Menorca o caserones como han sido varias masias. También he usado apartamentos minusculos  de 20 metros cuadrados.cualquier espacio me ha dado experiencias y hjha cubierto las funciones principales del alojamiento.

El sujeto del lenguaje

Por JesRICART - 16 de Febrero, 2009, 12:20, Categoría: DEBAT CRITIC

El hablante como sujeto del leguaje desde su afuera.  Jesús Ricart

Michel Foucault en El pensamiento del Afuera[1] propone  que "toda proposición debe ser de un tipo  superior a la que le sirve de objeto"  El acto de pensar pide ponerse en un lugar indeterminado en el afuera de todo evento que pueda entrar en el campo de la reflexión.  La situación de partida es que el sujeto pensante al pensar incluye en su pensamiento lo que por él es pensado y percibido. "El sujeto hablante  es el mismo que aquel del que se habla" en el momento del habla queda convocada la opción consumada de la mentira. Lo más honesto que cabe es la formulación que reconoce que el discurso incluye lo contrario de lo que dice: hablo, luego entonces miento, es decir, incurro en la posibilidad de mentir. La mentira se puede conceptuar como una mentira no deliberada para la audición a la vez que una automentira por razones de incomprensión sobre aquello de lo que se habla. Foucault sostiene que la sola afirmación "hablo" “..pone a prueba toda la ficción moderna" . Un discurso no tiene garantizado dejar de ser mentiroso por el hecho de que hable acerca de la mentira. "La proposición-objeto y aquella que la enuncia  se comunican sin ningún obstáculo ni reticencia, no sólo por el lado de la palabra de que se trata, sino también por el lado del sujeto que articula esta palabra" [2]

La infalibidad de la comunicación y de las herramientas comprensivas queda directamente desbancada en el supuesto de que alguna vez hubiera detentado la función unívoca de su poder cuando  "toda posibilidad de lenguaje  se encuentra aquí evaporada por la transitividad que el lenguaje produce"[3] el lenguaje es el vehículo que tomamos para ir de una parte a otra, de unos discursos a otros. Se trata de viajes de ida y vuelta que comportan la coexistencia de dos o más realidades, de dos o más discursos al mismo tiempo o en intervalos breves entre ellos.  El lenguaje tiene sus propias dinámicas y genera una cierta servidumbre en el sujeto hablante. Todo discurso para tratar de ser exhibido lo requiere pero al usarlo puede traicionarse parcialmente. Lenguaje y discurso son dos registros distintos. "El lenguaje escapa al modo de ser del discurso -es decir, a la dinastía de la representación" [4] El ser humano acude al habla sobre la base deficitaria de su existencia material y angustiada. Al hablar toma conciencia de sí y organiza su evolución en torno al lenguaje pero también desaparece en su primera verdad. Por eso "el sujeto de la literatura (aquel que habla en ella y aquel del que ella habla), no sería tanto el lenguaje en su positividad, cuanto el vacío que se encuentra su espacio cuando se anuncia en la desnudez del hablo"[5]  Hablar hace que tarde o temprano coloquemos el discurso en un plano registral que clasifique los distintos registros enunciados. Ese hablar sobre el hablar convierte al hablante sino  en una víctima de su laberinto reflexivo, sí en un huésped que no siempre encuentra la salida."La palabra de la palabra nos conduce por la literatura, pero  quizás también por otros caminos, a ese afuera donde desaparece el sujeto que habla"[6] .

Foucault argumenta que la demora del pensamiento occidental en abordar  el sentido último del lenguaje, a pensar el ser que contiene, es debido tal vez al presentimiento  del peligro que se corría al poner en evidencia la experiencia desnuda de la lingüística.

Para Foucault la mitad del XIX  descubre, con Nietzsche  que la metafísica occidental estaba ligada a su gramática (algo  ya adivinado por Schlegel) y apropiada por quienes poseían el derecho al discurso haciendo uso monopolístico de la palabra. Repasa las  posiciones de Mallarmé , Artaud, Bastaille, Klosowski,  Blanchot, Sartre para establecerse en la idea de que  el afuera no revela jamás su esencia” mostrando o demostrando una cierta imposibilidad para acceder a la comprensión total. El lenguaje es indispensable para la construcción de relaciones de significado y motores significantes en cada biografía personal y/o individual. Su alto poder de atracción y sus recursos potenciales la hacen indispensable.  En esa misma imprescindibilidad  se paga el tributo del déficit comunicacional. “La atracción tiene como correlato necesario la negligencia”.

 Se pregunta acerca de la ubicación de la ley y de su tarea. La frontera entre control y controlado se extingue. La oposición a un estado de cosas acaba encontrando la complacencia en una ley que no cambia, entendida tal ley en el sentido de las inercias sociales que prevalecen por encima del cambio de las formas. Hay una accesibilidad vedada. No todo es decible y aún menos no todo es decible por todos. Hay un “lenguaje que no es hablado por nadie: todo sujeto representa un pliegue gramatical” . el lenguaje al que acudimos y que nos forma interactivamente a la vez del que formamos parte tiene una instancia de movimiento que compite con la voluntad.  “El lenguaje es la forma siempre deshecha del afuera”, en cambio si es  definido como lugar inalterable de la verdad y del tiempo es algo  tremendamente peligroso ,así entendido por Foucault que para terminar este valioso ensayo   acude al  mismo ejemplo con el que  lo ha empezado 80 páginas atrás, el  de Epiménides el cretense con su declaración de todos los cretenses son unos mentirosos, la cual lo desvinculaba de toda verdad posible.



[1] Pretextos Valencia 1993

[2] op.cit. ésta y siguientes notas, p.9

[3] p. 10

[4] p.12

[5] p. 13

[6] p.14

La historia de cada día

Por JesRICART - 16 de Febrero, 2009, 12:05, Categoría: COYUNTURAMA

Mahmud Ahmadineyad  de Irán tiende el guante a los USA para el diálogo desde la igualdad y el respeto. Sus relaciones quedaron dañadas desde el asalto a su embajada en Teherán.  Reza Pahlevi, hijo del último sha, propugna una transición para su país a la española queriendo ser el Juan Carlos de su país. El Irán de la autoafirmación islamista sorprendió al mundo por su fundamentalismo. La figura femenina sigue estando sojuzgada aunque nuevos aires de liberalidad tienden a platearse relaciones de placer fuera del control matrimonial.

La mujer islámica no está maltratada por el Corán pero sí por las políticas dominantes de los países musulmanes que siguen siendo machistas. En el fondo de todo machismo hay un miedo ancestral a  la potencialidad extraordinaria de la mujer.

Las bodas con niñas de 10  o 12 años con hombres adultos todavía sigue vigente en Arabia Saudí y otros países musulmanes. El agravio empieza con el ataque a los derechos infantiles antes de que se constituya en ultraje a la condición femenina.

 El hombre ha recurrido a su fuerza física para sojuzgarla mientras que la mujer se ha rendido a la sumisión desarrollando  la astucia para su supervivencia. Algo que no queda suficientemente explicado en la historia humana es el salto cualitativo en la posición de poder que tenía la mujer en la época del matriarcado a la del patriarcado. En aquella era ella quien controlaba la principal fuerza de producción por la vía de la reproducción humana. Era ella quien sabia los hijos que tenía y de quien eran o podían ser. En el patriarcado es el hombre que la encajó en el esquema del modelo social que hegemonizó. La mujer fue recreada según las necesidades varoniles para sociedades más guerreras y competitivas. La mujer que mas permite la elaboración de la condición de libertad humana como persona no es precisamente la mujer islámica sino la occidental con siglos de lucha feminista en su historia por la igualdad de derechos primero y por la diferenciación de sexos después. En la historia de cada día, la binomialidad descriptiva del ellos-ellas sigue siendo una constate en los discursos de amplio consumo. Es así que el discurso del nosotras-vosotros (o al revés, nosotros-vosotras en una medida diferente) no para de sostener u tipo de feminismo fundamentalista que convierte la condición de mujer en inmaculada por su pertenencia a un género biológico sin valorar sus atributos de individualidad. Ese tipo de discurso de marca, el de fidelidad a una categoría por la condición biológica de pertenencia no puede contribuir a la compresión del mismo hecho diferencial de la persona dentro de una extensión plural. El conflicto que ya existe entre individuo y estado, se corresponde con el que existe entre individuo y sociedad, y finalmente entre individuo y grupo. Cada vez que una posición de portavoz de un grupo, el que sea (nosotros los blancos, nosotros los comunistas, nosotros los jóvenes, nosotras las mujeres, nosotros los nacionalistas,…) dicta lo que son sus miembros está a un paso de dictar también como se deben de comportar. Es un mecanismo por el cual se aliena el comportamiento y se restringe implícitamente la libertad personal.

Las plataformas divulgativas de la llamada información pública proporciona el dato de que  Bar Refaeli (alguien relacionado con Di Carpio) ya es top model o que Rebeca Loos (vinculada a Beckham) está  embarazada (nombres que cito ahora y olvidaré antes de terminar de redactar esto). ¿De verdad que eso interesa a alguien? Estrictamente o tienen más valor que los hoax o bulos que corren por internet aunque se basen en datos correctos. Cabe suponer que desde el momento en qué se publica tiene su público. Algo de lo que pertenece a la estricta privacía, la preñez, se convierte en un dato de consumo general, detalle que puede desfavorecer al neonato por la excesiva carga de expectativa (también especulación) con el que va a nacer y por lo que hace a la subida a la pasarela del exhibicionismo de la otra chica coloca en el lugar de la vitrina un rol de sojuzgarían tradicional de la mujer. Una curiosidad de la liberalidad moderna, la de los senos voluptuosos, las caderas prominentes y las vaginas en clave de apertura es que con todo esto no se escapa a la figura fetiche de la fémina y la de objeto de consumo visual o excítate en el que la oferta de su belleza sustituye la ausencia  (afortunadamente no siempre) de su inteligencia o al menos de su crítica. (Leí un titular que preguntaba algo así ¿siempre que son guapas han de ser tontas?). En la historia de cada día se nos mezclan los ecos de la frivolidad a los de los gestos diplomáticos y los de las crueldades más inverosímiles. Niñatos que apenas han estrenado su vida de adultos se constituyen en asesinos porque confunden una conversación de intimidad con chicas con un compromiso de noviazgo. Cada vez que un maltratador maltrata o mata a una chica se está poniendo en cuestión todo el mecanismo educativo de una sociedad que falla por repetido. Mientras la cultura entera, también la occidental, no reconfigure la condición libertaria de cada ser humano por encima de cualquier otra cuestión, seguirá habiendo asesinos por no tolerar la libertad ajena. Comparativamente la mujer occidental permite una mayor elaboración del concepto de libertad frente a la descalificada y marginada por su religión, aunque tanto una como otra está lejos de ser reconocidas en su totalidad.

En tiempos de crisis lo mejor que pueden hacer tanto sus observadores y analistas como, sobre todo, sus víctimas y perdedores, es estudiar los nexos de unión del fracaso financiero al fracaso del modelo social que incluye ideologías castistas y clasistas que están en la cocausalidad de los grandes desajustes. La tan celebrada incorporación de la mujer al trabajo industrial, reconocida como un avance por el feminismo igualitarista e lugar de revalorarla en su idiosincrasia la alienó a los procesos de explotación de los que ya venía formando parte el hombre. La elaboración actual no ha alcanzado el nivel de plantear la codicio de sujeto desde la persona que es, sino desde el rol que ocupa, incluyendo el rol de género. Una mujer ha de ser…(lo que marque la tradición), u hombre ha de ser…(ídem). Tanta conversación de loro al respecto no consigue agotar el interés periodístico y las clacas invitadas al tema pero sí el interés de la inteligencia. En la vida de cada día, lo que hace ellos o lo que hacen ellas, por lo que hace a su proyección performántica en los mecanismos de reproducción de imágenes y de titulares escuetos, no debería tener sentido para la literatura reflexiva pero la verdad es que sigue teniéndolo para los imputs-chiclets para las masas que han sustituido las conversaciones por nuevas formas de rumoreo.

Los guías ofertantes

Por JesRicart - 12 de Febrero, 2009, 11:28, Categoría: General

Vino alguien nada mas estacionar el vehículo en Carcassone por el lado de la ventana del conductor. Se había fijado en la matricula (de orígen español) y trató de explicar algo de su vida al otro lado de la ventana. Era divorciado y tenía a sus hijos lejos de él. Ante mi perplejidad de por qué estaba contando esto y mis signos de retirada, (ya  había empezado a cerrar el cristal) pidió que lo bajara de nuevo y  afirmó que no lo entendía. Se estaba ofreciendo para guía. Le aclaré que no estábamos interesados en su ofrecimiento. Se fue con un gesto brusco con las cajas destempladas y  sin la cantinela francesa del au revoir en contraste de ausencia a la cantinela del bonjour y coment ça va? de su  llegada pletórica de simpatía.  

Son demasiadas veces las que el viajero recién llegado a una ciudad es abordado por una clase de especímenes que están al acecho de la menor novedad en la calle. Nada a objetar salvo que esa pléyade de ofertantes trata de aprovecharse de la supuesta ignorancia del que arriba. Son todos iguales en no importa que ciudades del mundo. Por lo general lo que ofrecen no está a la altura de sus conocimientos o dominios y al aceptarlo se establece una especie de débito compasivo hacia ellos por cargarlos durante un rato o unas horas durante un itinerario de visita.  No saben más de lo que se pueda leer en media página de un folleto turístico de la misma ciudad y suplen, en el caso de tenerla su labia o simpatía la falta de conocimiento concreto. Es una modalidad fina de la indigencia.  Al principio uno tiende a ser solidario y a dar monedas por sistema a todo aquel que las pide, al final de los periplos viajeros se tiende a viajar blindado ante  irrupciones de esa clase. Antes la opción caritativa de dar la moneda al solicitante tapaba conciencias negras. Posteriormente la solidaridad pasaba por ayudar a la gente a suplirle sus déficits fundamentales.  Ahora la solidaridad no pasa por dar sino por ayudar a liberar a la gente de su falta de recursos. Esto es una idea tanto para el mundo terciario en su conjunto como para los casos particulares de ofertantes como el descrito. Pero vengo observando que ante un no a la demanda de dinero concreto que se te hace, quien la hace ya no quiere saber nada más: no acepta una conversación, no quiere conocer otras ideas, no acepta un replanteamiento de su situación.

El hecho de la ayuda limosnera es en ello mismo un acto de indignidad. Es humillante para quien lo recibe y prepotente para quien lo da. Eso no cambia las estructuras sociales ni separa las relaciones abismales entre clases. Claro que a esta idea, la objeción del criado siempre flota en el aire: cualquier acto indigno deja de serlo dependiendo de la cantidad de la propina o de la dádiva. No todas las ayudas pedidas son aceptables, ni siquiera las enmascaradas en un formato de intercambio como los que se ofrecen como guías de pacotilla.

La bici pinchada

Por YASHUAbcn - 12 de Febrero, 2009, 11:21, Categoría: CIVISMO

El día que me pincharon las ruedas de la bicicleta

Cuando vivía en la calle Roselló, no la de Barcelona Ensanche sino la de Hospitalet  casi en el término municipal entre ambas ciudades, estába(mos) en una escalera de pocos vecinos, unas 4 plantas con dos viviendas en cada uno. Por aquel entonces yo usaba una bicicleta para moverme por ambas ciudades. La bici es el modo de locomoción más rápido que hay por dentro de una ciudad, incluso una como Barna que está levantada sobre  un plano inclinado. El inmueble no tenia ascensor y la escalera era estrecha, con lo cual durante la noche la dejaba debajo de la escalera en un espacio en que no molestaba a nadie, también había un carrito de los de bebé. Salía disparado un cuarto de hora antes de la hora de empezar el trabajo. Cierta mañana, al tratar de hacerlo me encontré con la bici pinchada. Eso me hizo llegar tarde y me ocasionó una seria frustración. No podía entender como alguien decidió hacerme eso sin preavisarme si tanto le molestaba la bicicleta en el lugar. No había tenido ningún problema con ningún vecino al respecto. Tan pronto como pude llamé a todas las puertas preguntando quien lo había hecho sabiendo por supuesto que la mentira era todo l oque obtendría por respuesta pero al menos hice propaganda del agravio y de las consecuencias negativas que me ocasionó este atentado. Redacté algún texto de protesta sobre el tema y me di por rendido. Por aquellas fechas el portabicis encima de mi coche trataron de robarlo en la misma calle.  Mientras el pobre saboteaba al pobre los ricos se iban hinchando de más riquezas. Tuvo que pasar mucho tiempo antes de que las normativas municipales empezaran a contemplar la instalación de cuartos en el vestíbulo para bicicletas o carros de bebé, algo que ya venían haciendo desde décadas países europeos menos anclados en el pasado.

La discusión por un minuto

Por YASHUAbcn - 12 de Febrero, 2009, 11:19, Categoría: CIVISMO

La coquista de un miuto contra el acomodador secuaz.

 Febrero del 2005. Recital entrañable con Georges Moustaki, Paco Ibañez y Marina Rossell en el Palau de la Música. empieza hacía las 9:30 y termina casi a las 12.00 de la noche. las canciones y las voces nos retrotraen a otros tiempos, a los de la utopía y el sueño, a los de la libertad creída y la solidaridad humana. El público llena todos los asientos disponibles. Al terminar, como es lógico se necesita una cierto tiempo para desalojar el fastuoso edificio. Nosotros que hemos estado en la antepenúltima hilera del segundo piso, nos tomamos tiempo permaneciendo en el lugar mientras la multitud va desalojando el anfiteatro. Cuando nos levantamos todavía hay un taponamiento considerable en el hall del primer piso. Decidimos tomar asiento en una de  las mesas de mármol de bar. Inmediatamente viene uno de los acomodadores diciéndonos que ahí no podemos estar. Es posible que haya pensado que habíamos decidido montar nuestro campamento o quedarnos como ocupas. Le contestamos que hay un embotellamiento en el pasillo y que en un minuto nos vamos. Antes de pasar ese período de tiempo (recuérdese, son 60 segundos) vuelve el susodicho afirmando que  el tapón de gente se ha extinguido y que ya podemos irnos. Nos miramos mi acompañante y yo con cara de perplejidad mientras el “..je declare l´etat de bonheur permanente..” resuena en nuestro oídos, y optamos por no contestar al empleado enhiesto. El mismo, según  apenas recordamos, nos ha indicado donde estaba la fila de nuestros asientos. Permanecemos en nuestros asientos. El tipo decide irse, un tanto a la carrera, como si fuera en ayuda de algún pelotón no sé si de grises o gris en cualquier caso, para echarnos a la fuerza.. Pasa el tiempo que habíamos estimado en un principio para que se despejara la escalera de bajada, nos levantamos y marchamos sin tener que andar apretados en las escaleras hasta el vestíbulo de la planta baja. El microepisodio nos da oportunidad de hacer algo de reflexión como tentenpié en tanto  vamos en busca de nuestro vehículo. Probablemente el empleado, harto de sinfonías y conciertos, tiene un pentagrama vacío de notas en su mollera y no puede alcanzar la sutilidad sensible de un público devoto de unas canciones y mensajes que forman parte de sus mismas autobiografías. Concedido. Probablemente el hombre, por el hecho de pertenecer a otra generación nacida, algunos con certificados de conformidad entre los labios pensara que la sensibileria de la música tenia otro revés, el de los tramoyistas y currantes físicos que tienen limpio el local donde tradicionalmente la burguesía hay ido a cultivarse con sonidos. Concedido. Probablemente el tipo cobra un sueldo fijo, y cuando antes cierren las puertas de la calle, antes podrá irse a casa y reunirse con quienes más le importan, los suyos y sus familiares, fuera de canciones fuera de tiempo y de lugar, si eso piensa. Concedido.  Hay tantas probabilidades que probablemente el acomodador  es un santo varón al cual habría que homenajear cada noche tras sesiones de acompañamiento a público, levantar butacas de asientos o indicar donde están los lavabos. Probablemente el acomodador no debería serlo y estar interpretando a Bach en la tarima de abajo. Probablemente el asalariado vive una intensa contradicción en tener un lugar de trabajo en un espacio donde para otros hay un lugar de goce.  Probablemente el  joven tenga muy claro que trabaja por una determinada cantidad de horas y ni un minuto más y no puede conceder que la gente tras un concierto salga flotando por la música o por las voces.

Para nuestro punto de vista, resulta  de una nota desagradable que cuando todavía hay gente en los asientos los empleados celosos de sus empleos estén achuchando a la gente para que abandone el sitio. Resulta ser una anécdota sin importancia pero que indica que la gestualidad anticultural empieza en los mismos espacios de culto a la cultura. El bedel de cualquier parte, de un instituto, una escuela de adultos o una facultad o un ateneo es el contrapunto de las sagradas palabras que se dictan entre sus paredes. El portero de hotel, con o sin chistera, es la contraimagen de lo que se supone se tiene como garantía de tranquilidad y control en su interior. El conserje es el símbolo del aduanero de la realidad: el que nunca permitirá contrabandear con  la pasión sentimental, con el sueño romántico o con el idealismo social. En definitiva el poder del subalterno, del subordinado, del lacayo, no es el de su rebeldía potencial desde la bajura de su  humildad o en su condición de explotado (por mucho que hayamos querido creer en eso)sino la representación de la realidad que hace. Su figura principia la realidad en tanto te recuerda, que no te puedes sentar ni siquiera un minuto - porque emocionalmente lo necesitas por estar bajo la influencia de un concierto apasionante- y te recita la cartilla. Su principio de realidad es tal que te puede malograr los resultados de un acto cultural robusto y echar a perder los 30 euros que has pagado por él. Alternativa: no entrar en el discurso no solicitado y persistir en la actitud propia desde la dignidad del silencio.

Puesto que la vida en sociedad está llena de gente que va recordando las normas (o su lectura de las mismas) a los demás, valdrá la pena seguir perfeccionando la técnica de no intervención ante las actitudes tozudas del personal postizo que estropea los  decorados hermosos.

 

 

Boris el exhibicionista

Por JesRICART - 11 de Febrero, 2009, 22:46, Categoría: TELE-VISION

Hay un tipo de exhibicionismos enfermizos, propios de seres enjutos de mentalidad enjaulada y cuerpos ridículos que necesitan la confirmación del público o el aplauso de los acólitos para convencerse de que están vivos. Henos aquí ante el caso-Boris, porque de un caso clínico  se trata, que no necesita repasarse los guiones con los que centrar su presencia, continuada y sostenida desde hace años, en un programa de máxima audiencia.Casi siempre los diálogos, si así se pueden llamar, giran en torno a lo sexual, quien está con quien, y qué hacen esos quiénes en su intimidad. El mas atrevido de una troupe de imbéciles descerebrados a punto de ser carnada para que alguien los deshuese es el tal Boris que escuchado en alguna tertulia radiada y a juzgar por un libro que ha publicado, sabe encadenar palabras y frases con una cierta coherencia, y del que sin duda se puede hablar de pro-fenómeno en tanto carece de la menor vergüenza para hablar a una población de millones de personas acerca de su pene, que exhibe levantando el faldón de lo que parece ser un vestido de soldado romano,de lo cual no se abstiene por minúsculo que sea su adminículo. Eso lo vimos al menos una vez por equivocación del zapping. Acto al que ha llegado,parece ser, tras bajarse  en varios programas los pantalones y mostrar unos calzoncillos de corte clásico frente a la hilaridad de un público de plató no menos agilipollado que el de sus ídolos de escena: que se gritan, machacan, aúllan, se suben a la mesa y manifiestan en público sus impotencias para crecer como personas.  El caso-Boris merece especial atención: ¿cómo es posible que alguien con un careto feo, un discurso encallado, un sujeto desguionizado y un cuerpo nada esbelto, pueda hacerse con un nombre en la escenografía española? Si eso sucede es porque las cosas en las psiques del pueblo deben andar mal, muy mal.  ¿Que será lo siguiente para alumbrar más a sus espectadores? ¿Mostrar sus gallumbos cagados? ¿tirarle pedos al contrincante en la polémica? ¿comprar un bebé y comérselo crudo ante las cámaras?

Pedimos disculpas por el uso del vocabulario soez, pero puesto que es el suyo, el del programa y el del individuo en cuestión, hemos estimado la conveniencia de comentar el caso con su propia liturgia de pena.

Otros mensajes en Febrero del 2009

Blog alojado en ZoomBlog.com