El Blog

 
 

Calendario

<<   Noviembre 2008  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog
 

15 de Noviembre, 2008

La política como interés teórico

Por JesRICART - 15 de Noviembre, 2008, 19:16, Categoría: DEBATE SOCIAL

Definiciones de política debe haber muchas. No trataré de hacer un compendio de todas las que circulan. Que cada cual diga la suya y actúe de acuerdo con la misma. La política es un registro, se la tome como se la tome,  donde cabe de todo: desde el periodismo que se entrena en presentar cortes de entrevistas (los más escandalosos) al analisis de estructuras y correlaciones de poder en artículos elaborados para eruditos o casi. En lo primero es  una versión casi de la prensa rosa pero en escatologías murmúreas de la clase política, en lo segundo los textos circulantes  siguen vericuetos complicados y pasan por lecturas no precisamente mayoritarias. Política no es igual a clase política. Es mucho más que ella. Del mismo modo que política nacional no se limita a los eventos dentro de las fronteras ya que una buena parte de sucesos estatales tienen que ver con pactos y dictámenes de afuera. La aproximación a la política da un reconocimiento de gente con la especialidad actuacional del arribismo, que domina a la perfección la triade dios-patria-rey mientras le dé dividendos como profesión (es un decir) y que  se retira de los escenarios y los platós tan pronto el partido en el que estaban no les renueva el puesto ni la confianza. Bono y su noción de la Ejjjjspaña es un caso reciente de eso.

La política, afortunadamente, no es solo la clase política que habla de ella. La política es todo y  está en todo y lo que no lo es no es porque esté fuera de su alcance sino porque no se enterado de su magnitud de influencia. En cierta manera todo esta relacionado con ella.

Los precios de la compra en los mercados,(especialmente el inmobiliario) son precios políticos, la jornada laboral y la inmigración son temas políticos, los fascistas que pintan cruces gamadas en calles y ascensores es otro tema político, el movimiento Okupa  que toma edificios abandonados para no pagar los precios de los alquileres y las hipotecas de los bancos son acciones políticas, el crimen organizado que tantas fechorías registra  últimamente y se presume que va a haber más, es consecuencia de una política.

Todo es político y desde luego las ciencias sociales en su conjunto y la sociología en particular tienen mucho que ver con la política. Pero la política puede engañarnos y de hecho nos engaña con sus apariencias, sus juegos de declaraciones, sus gags escénicos y nos quita de mirar lo principal dándonos  migajas de lo secundario.

Es más político no quien se conoce de pe a pa  todo lo que ha dicho el consejo de ministros o el último bodrio de tal o cual portavoz sino quien no pierde de vista las declaraciones de unos y de otros dentro de un mar de perversión de los vocabularios y de diletancia del desarrollo cultural de un país hacia una mayoría de edad, que todavía le falta un rato.

De su lado el analista político no es el que está al día de la última declaración del último representante de un grupo. Los noticieros ya se ocupan de que nos enteremos todos y todas y que las noticias, al menos las mas relevantes, circulen mientras comemos (por cierto el estudio entre la conexión de la ingesta que produce ulceras y la ingesta de noticias políticas no está establecida pero su hipótesis es verosímil.)

Personalmente me desconecto de las imágenes televisivas escabrosas y de algunas voces de pito de políticos, no ya porque lo que dicen son mentiras sino porque acústicamente le hacen un flaco favor a la gastronomía en curso de mi plato. Así mismo rehuyo de los restaurantes y bares que tiene el aparato de televisión a todo trapo y un grupo de parroquianos no se pierden pie con bola y todo lo demás del universo pasa a ser secundario.

La política está en todo, en el deporte, en los salarios, en el modo de urbanizar las ciudades. Para muestra el último españolismo más  rancio ha venido de la mano de la selección futbolística  española. Las selecciones futbolísticas de un país (también de una nación) actúan como cohesionadotas. El barça y su blaugrana es más que un club según reza su eslogan  y seguir allende de las fronteras a la selección hispana (¿a donde dices qué fue?)mueve pasiones y da cuerpo al machismo ibérico de siempre.  Viendo al personal que vitorea a los héroes por meter goles en la portería o que pone careto manicomial por no haberlos metido uno ya se hace la idea de qué clase de seguidismo tiene. Que cada cual turistee como sabe. Me gustaría saber cuantos de estos españoles que han ido tras sus héroes de la pelota han visitado un museo, un edificio o una biblioteca de la ciudad donde hayan ido o hayan intercambiado una frase con los autóctonos. ¿Warum? Porque al personal lo que menos le interesa es Europa y solo ganar. ¿Pero ganar qué? Una copa. ¿En serio? El caso es que un periodismo radiofónico reportaba la noticia  despotricando en contra de los que no saltaran a favor o se callaran en condolencia por esos futbolistas que tanto lucharon por la patria. De eso informó Albert Om el cual enseñaba a sus televidentes que pusiéramos  oído fino de tanta atrocidad y tanta maña leche. Pero como éste periodista de un programa de una cadena catalana ya fue citado judicialmente por no apuñalar, (perdón, cortar)  a Pepe Rubianes el día que en su calidad de entrevistado  dijo aquello de cagarse con lo de la España unida y la madre que los parió, no se puede mencionar, porque a lo mejor-a lo mejor forma parte de una conspiración judeomasónica, a falta de nuevas mortadelas de la derecho con que recargar el pastel de las tonterías.  En fin, ¿de qué hablábamos? Ah si de política. La política no es la que interesa a los otros, a los que dicen como tener que hacerla, a los que van con voz de mando de cabo furriel -porque el generalato les quedará siempre como un imposible- vienen a decirnos de lo que tenemos que hablar y como hacerlo. La política es la que nos interesa a nuestra manera, con nuevas fórmulas con que expresarla con un nuevo tipo de análisis.

Para mí el interés de la política está en lo que de teoría se puede destilar de ella. No espero ni creo que quepa esperar ningún líder carismático, ni por parte de un bando ni por parte del otro, que venga a poner orden, paz y clarividencia. Por otra parte las masas ávidas de dirección es un modelo obsoleto del bolchevismo. Los últimos de la clase hay que dejar que resbalen por la escotilla y se vayan a otra parte. Lo que no han querido aprender durante toda su vida difícilmente lo aprenderán ahora de viejos. Si la perspectiva es de no tener  dirigentes que nos salven lo de la vuelta de la tortilla es cosa nuestra.  Tal vez haya una solución mejor: no comer tortilla. De la política no nos podemos evadir, porque vamos al mercado y compramos cosas, porque nos llegan los servicios de adsl o de telefonía móvil y electricidad y hemos de pagarlos, porque vivimos en casas que las asaltan y roban, porque vivimos en una sociedad pseudo democrática en la que las libertades no están del todo seguras y porque pensar y decir lo que se piensa todavía es motivo de delito y de odio.

Mientras la política pase por todo  esto seguiré, con o sin permiso, hablando de ello. 

 

Casa Pepe

Por YASHUAbcn - 15 de Noviembre, 2008, 19:13, Categoría: CONFLICTOLOGÍA

Casa Pepe: La España de la idiocia concentrada en un local.

En la autovía Madrid-Cadiz. Bajada  de Despeñaperros dirección sur. Km 243,5. Servilletas con la bandera española. Efigies fascistas y falangistas por doquier. Camareros con distintivos españolistas. Franco hasta en la sopa. Insignias de la derecha recalcitrante hasta en el retrete. La imagen de Zapatero vestido de Binlanden. Todo ello  con ofertorio de queso manchego, jamones y lomos de bellota. Un decorado de los años más negros de la España más cerril en sus misterios de raza. Por si fuera poco, clientela que no le falta. Clientes a buen recaudo tomándole el pulso a la provocación insensata de estos delincuentes del propagandismo fascista. Nadie al acecho con cócteles molotov o punzones de hielo para reventar ruedas de autos aparcados. Ningún atentado. He aquí un local público que sirve bebidas y comidas en contra de la democracia. Sí, ya sabemos que la democracia tiene que admitir a sus disidentes y críticos que para eso la diferencia forma parte del sistema participativo ¿Pero eso incluye a subnormales prehistóricos anclados en fijaciones dictatoriales? ¿Eso significa admitir el elogio de los signos de la violencia y figuras reconocidas de golpistas?  Dos objeciones: una,  la continuidad permitida de locales como éste que con toda impunidad insultan la sensibilidad pública y no tienen el menor respeto a las víctimas del fascismo del que hacen ostentación con los signos nazis y otros de probada criminalidad; dos, que haya gente que todavía clientee en sitios como el referido  porque les hace gracia o prefiere seguir enganchada  a las cotas máximas de la ignorancia extrema. Y una consideración no tan hipotética: detrás de provocaciones como la del local referido, en el fondo hay una estrategia para poner a prueba los recursos de la democracia  y empujarla a radicalizar sus medidas prohibiendo lo negativo y por esta vía justificar el retorno a formas represivas. Hagamos lo que hagamos ante locales de esta clase estamos perdidos. Tanto si aplaudimos que sean destruidos por la vía de la fuerza directa como por la de la prohibición legal estamos acudiendo a métodos de imposición de fuerza. En cualquier caso es mejor que la fuerza se imponga por una causa noble y ética a que nos la impongan por una nostalgia de un pasado de guerreros de cristo rey y pistoleros a sueldo de los retrógradas más abyectos.

Referéndum y Manipulación

Por Néstor Estebenz Nogal - 15 de Noviembre, 2008, 19:11, Categoría: The OBSERVER

El nuevo referendo en proyecto para el estatuto catalán vuelve a actualizar el debate sobre el potencial de manipulación que trae consigo este instrumento de consulta popular. Aparentemente un referéndum es la solicitud participativa a la población para que refrende o no una nueva propuesta de ley crucial para la evolución de un país. Realmente el  referendo puede ser convocado en un momento impropio en que la confusión pública lo desaconseja y la falta de debate previo lo obstaculiza. Por lo general la gente acude a su convocatoria sin estar suficientemente informada y sin haber leído el texto que es propuesto para su consideración. Según la pregunta capital planteada y las condiciones preparatorias de la gran cita con las urnas  ésta tal vez no sea más que una gran fanfarria que lejos de cambiar las cosas consolide el retraso histórico. El compromiso con una ley insuficiente, como es el caso del nuevo estatuto recortado, dada su propuesta inicial más amplio de casi un 90% del parlamento catalán, puede demorar en un par de decenas de años su reactualización. Su rechazo de llano obligaría a su replanteamiento en esta misma actualidad y no tener que esperar tanto. El problema de un referéndum es que la clase política ocupa la coyuntura durante meses hablando del mismo para convertirlo en poco más que un sondeo estadístico o en manipularlo para castigar a tal o cual partido en el escenario de la cuestión. La sociedad en su conjunto puede defenderse de ser manipulada si considera que las condiciones para votarlo no son las apropiadas y su propuesta es tan débil e inconsistente que no merece la pena ser contestada.

La abstención es una de las maneras más lógicas de manifestar el rechazo a lo indeseable. No es cierto que el abstencionismo sea equivalente a pasotismo o que le facilite los resultados a la derecha. Una convocatoria desde el estado a la que no acude el pueblo obliga a ese estado a replantearla. Para opinar es necesario informarse y debatir y las consultas de masas simulan una parodia cuando estas masas no son consideradas previamente a ellas. La mediática tiene más en cuenta lo que dicen los líderes de las distintas formaciones políticas en juego que no lo que dice la sociedad anónima. Debería reenfocar su rol dentro de la sociedad ampliando el arco de la palabra a más gente y en particular a la que no pertenece a la clase política.

« ¡Cuando veo lo que dicen los medios de comunicación de mi país que conozco bien, me digo que no debo creer nada de lo que dicen de otros que no conozco! »  dijo Ernesto Cardenal, ministro progresista de Nicaragua, agredida económicamente, militarmente y mediáticamente en los años ochenta.

La Democracia Concedida

Por JesRICART - 15 de Noviembre, 2008, 19:08, Categoría: DEBATE SOCIAL

Los gobiernos de derechas vertebrados en torno a pensamientos retrógrados acerca de la vida humana y de la sociedad acaban siendo los principales responsables de las movilizaciones de los pueblos. El factor determinante de las grandes movilizaciones concretadas en el 15 de febrero del 2003 debieron mas a la insolencia de personalidades como la de Javier Arenas, Javier Solana, Acebes, Rajoy y Asnar, que no al trabajo persuasivo de las organizaciones pacifistas. Estamos asistiendo a un insight histórico cualitativo, un avance importante en las relaciones culturales de los ciudadanos y ciudadanas con sus semejantes y un incremento de la politización hasta cuotas  impresionantes. Este plantel de estúpidos (acudan al diccionario: se trata de una palabra perfectamente legítima para estos casos) favorece en primer lugar a los aliados que reivindicamos un mundo de paz, sosiego, armonía y fraternidad. Cada vez que uno de ellos es entrevistado por los medios, no podemos por menos que sentir sonrojo por esas submentalidades y esta total ignorancia de los acontecimientos políticos. Sin embargo los menos preparados son los que escalan las más altas cotas de poder: los ignorantes acaban haciéndose con los puestos del amo. Los demás, confiados, dejamos que a esos muchachos y muchachas que jamás tuvieron infancias dignas nos las hagan pagar a todos por no haber superado sus frustraciones juveniles. Una tesis a no subestimar: la vocación de poder en ellos tiene una lógica aplastante que no tiene nada que ver con el patriotismo sino con la sublimación de sus sexualidades castradas. Preferiríamos que se dedicaran a matarse a pajas  en sus dormitorios de torturas  privadas. En lugar de eso se erigen en los señores de la historia y toman por realidad lo que sus paranoias respectivas les hacen ver. De todos modos, no nos preocupemos: cuanto más tiempo sigan haciendo su papel de imperialistas, mentecatos, ignorantes, agua fiestas y asesinos, más personas se incorporarán a la causa del pacifismo. No olvidemos que éste es un movimiento reactivo a los belicismos interesados en crear un mundo controlado por un solo país y sus amigos. Cada pueblo en cada país tiene que sufrir la intolerancia discursiva de sus derechas. La democracia es una suerte de escenarios en cadena que al menos sirve para algo: pone en evidencia las incongruencias de cada programa y el dictum de cada mentecato. La política europea cursa sin personalidades carismáticas que en otrora fueron la joya el goce de las historiografías. A los europeos les/nos toca soportar mamarrachos cuya audición no cursa sino con graves atentados contra la propia inteligencia. La democracia es eso conceder la palabra a todo el mundo y los cargos de poder son los primeros en tomarla. Es interesante para la psicolingüística su función provocativa, inconscientemente provocativa, al hablar de incertezas o al proclamar falsedades. Pero el problema no es que un PP haga afirmaciones falsas (lo de Irak como país con armas estratégicas o lo de Eta como los responsables del atentado de Atocha) sino que toda una sociedad se lo perdone. La democracia queda cuestionada por ese fenómeno de masas que se deja seducir por las mentiras o las disculpa.

Afecta a las soberanías europeos y nos afecta a todo el mundo que gobiernos títeres se presten a intereses ajenos y hagan suyas visiones como la de Richard Perl, asesor del gobierno norteamericano, teórico de la guerra preventiva y al mismo tiempo ignoren otros puntos de vista más sensatos como el de Eduardo Giordano  que ya ha establecido un relatorio de las guerras del petróleo siendo Irak un enemigo marcado antes de 1991 y de su invasión en Kuwait.

La historia reciente de nuestro bélico mundo tuvo un punto de inflexión en el Irán de 1979 cuando hizo la revolución islámica. Desde entonces ya se prefiguraba un nuevo bloque adverso al imperialismo occidental. El desmoronamiento del Este como bloque diez años después no fue tan grave para los traficantes de armas, los vende patrias y los titanes de las destrucciones. Históricamente oriente ya había visto occidente el mundo infiel. Tarde o temprano occidente adaptaría una misma clase de conceptos, como el del eje del Mal, contra todo lo que pudiera ser sospechoso de ataque. Las democracias locales quedarían viviseccionadas en este mundo en que la política internacional incide en las realidades nacionales. Ningún país salvo los paraísos fiscales está totalmente seguro.  En tal panorama la democracia aunque es el resultado de luchas históricas adopta una forma de concesión en la que su calidad interna no está tan garantizada como sus estatutos magnos aseguran.

En el mejor de los casos las democracias permiten la circulación de las informaciones y de las ideas, pero no para que eso haga imperar las conclusiones lógicas castigando al fraude y a los mentirosos. La democracia es un modelo social contradictorio  que da cancha a todo, incluido lo que demuestra ser negativo para ella misma.

 

 

Blog alojado en ZoomBlog.com