El Blog

 
 

Calendario

<<   Mayo 2008  >>
LMMiJVSD
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog
 

El eco de las Comunas

Por YASHUAbcn - 6 de Mayo, 2008, 16:55, Categoría: DEBATE SOCIAL

 

Las efemérides comunales ya han pasado y el péndulo de las relaciones ha vuelto instalarse en su tradicionalidad, la de los compromisos de pareja (sean parejas de hecho o maridajes con todo el boato correspondiente). La idea comunal ha quedado como virtuosismos floreados de juventudes hippies y en épocas en que se deliraba con tocar la luna con la mano y con la ayuda de algo de haschis, LSD y psicodelia. Otros países como la España de los retrasos, adoptó el tema durante los 70, y siguieron floreciendo comunidades de tipo místico en los 80, pero la cuestión ha sido dejada ya por  la mano de gurús o de guías de cualquier signo que veían en las convenciones de grupo las posibilidades para toda clase de realizaciones de las potencialidades humanas. Innumerables proyectos grupales han quedado en la aspiración del precursor, en una tentativa de años, y en algunos correligionarios y poco más. A pesar de lo cual su eco sigue siendo estentóreo y todavía resuena en una cierta disposición utópica irredenta.

Un somero balance numérico dá un mayor porcentaje de éxitos en las comunidades de tipo religioso y ritos convivenciales, que no en las convivencias contraculturales, que si bien tuvieron su etapa de flores y gloria, ahora ya no existen, o donde existen quedan escasas  semblanzas con los proyectos originales. De antiguos proyectos de comunas civiles y rurales han podido quedar agrupamientos de gentes con un proyecto cooperativo en lo económico y productivo, pero con privatizaciones de lo sentimental y lo sexual en la evolución de las ideas y de los hábitos. Las evoluciones comunales han constituido vecindades más o menos progresistas e intrínsecamente respetuosas, pero sin adelantar en los innovacionismos sentimentales y en la superación de la posesividad amorosa del otro particular.

Los modelos idealizados,es decir fantaseados de comunas avanzadas con la comunalidad en todo, pueden hacer ejercicios de congelación de la vanidad y de las rivalidades internas para hacer entregas recíprocas colegiadas.El parámetro de pertenencia a un colectivo  no invalida las alianzas binomiales y los efectos complejos que producen diluidos en un seno grupal. Las imágenes orgiastas de revistas ilustradas  de sexo[1]  o pornovideos no tienen porque ser indicativos de progreso en las relaciones de liberalidad. El sexo en grupo puede exhibir unas técnicas compartidas y desinhibidas que no tienen porque corresponderse con relaciones afectivas comunalizadas avanzadas.

El eco comunal ha queda en espacios cooperativizados donde los cálculos demuestran que el trabajo asociado y colectivo es más rendible que el trabajo individualista y así mismo el consumo selectivo y crítica desde una grupalidad resulta más eficiente y barato.De otra parte las comunidades filomonacales, se han sostenido a través de los años.Una explicación de ello es que el lugar de Eros y de las luchas de deseos ha sido ocupada por  objetos de espiritualización altamente sublimadores de la energía libidinal del grupo. Otra cuestión es si tal reemplazo es un incrementador de desestabilización mental por desnaturalizar las relaciones humanas.

El espejismo de la vida comunitaria sigue rigiendo,aunque con bastante menos intensidad que en las tres décadas anteriores. De hecho lo comunitario se ha convertido en sinónimo de base conflictual, y si en lo urbano, quien puede se substrae de colocar su residencia en un edificio comunitario optando por la propiedad de una casa si tiene medios para ello,en lo rural, lo comunal no deja de ser una simbiosis de una utopía irresuelta con planes idealistas en lo concreto que se convierten en un fundamento de frustraciones reactualizadas. Las conclusiones apuntan a proyectos asociados que aseguren una proximidad colaboratriz manteniendo una distancia de las privacías.Es la resultante lógica de aprendizajes pasados por los pantanos de los desengaños.

 

 



[1] Private abunda en juegos de grupos y en las escenas  más fantaseadas desde la óptica masculina.

Blog alojado en ZoomBlog.com